elcamaleonesceptico

Imágenes8

http://www.iconspedia.com/uploads/20814621591196841395.pngImágenes: "Desde Pequeño hasta ahora"


T
ítulo: “E
l camaleón tiene una historia que contar”












    
 
1981.  (Primera parte) Un año más. El curso 1980-81 significó conocer alumnos-as más jóvenes; algunos serían compañeros de complicidades y cuitas durante el tiempo que estuve en el instituto a lo largo de los tres años siguientes a pesar de que me mostré muy reacio a elllo al principio. Desarrollé en ese tiempo la labor e intereses que ya cultivé en el año anterior. Seguí con mi compromiso hacia los amigos del año anterior. Ya conocéis a Antonio además de su novia, Carmen y otros y otras que se unieron a esa pandilla llena de vida y proyectos alimentados desde la utopía y los buenos deseos. María Gracia, Matilde, la Bonillo, Miguel, Torrecillas, Morata, Lola de las Entretelas, Mañas... y tantos otros que recuerdo pero no sus nombres difuminados en el tiempo. Mis viajes fueron más selectivos en cuanto que nos implicamos en la conservación del Patrimonio Natural Almeriense. Las excursiones (diapositiva 1) se sucedieron profundizando en la amistad que iba cambiado conforme crecíamos y el conocimiento y estudio de lo que nos rodeaba.  Viene a mi memoria una de las más impresionantes. Subimos desde la estación de Abla el cauce del río Abrucena hasta las estribaciones de la Polarda, Sierra Nevada almeriense. En la diapositiva desayunando en Abrucena magdalenas y un café con leche condensada improvisado. No fue "la magdalena de Proust" aunque conservo todavía su aroma a artesano y "cualquier tiempo pasado fue mejor." Encontramos allí en el verano de 1981 a un pastor que vivía en una especie de silo de piedra con sus cabras. Era una naturaleza salvaje, limpia y sincera. Convivimos con él algunos días en la más absoluta de las soledades. La anécdota, entre muchas otras fue la siguiente. Pudo ser mortal, sin duda alguna. Buscando un refugio o lugar de acampada vimos un anchurón. Pusimos allí la tienda y a dormir. Cuando nos despertamos, vimos no sin sorpresa y estupor que habíamos acampado en medio de un cortafuegos. No pasaron esa madrugada los retenes contra incendios afortunadamente. De otro lado, seguí participando en la revista del instituto. Me dediqué a tareas de maquetación, publicar mis primeros versos algo pretenciosos y huecos además de realizar la la tira cómica que cerraba su portada. Dibujé también unos meses y de forma compulsiva unos seres deformes con enorme cuerpo y cabeza pequeña que llamé cantos metafísicos; muy intelectuales en el momento, alter ego de mi mente y psicología enfarragosa y que por cierto,  nadie entendió, yo, tampoco. Ese año me dieron un premio por la tira de la revista y el odio del profesor de gimnasia al que iban dirigidas las caricaturas. También leía, leía compulsivamente, sobre todo los clásicos, españoles del Siglo del Oro, franceses y rusos. Además, la historia se perfilaba como mi vocación y futura carrera si pasaba este trago, el bachillerato que se hacía largo, el que nunca fue bien del todo y siguió sin interesarse a excepción de la Geografía e Historia, Lengua y Literatura, Historia del Arte y Dibujo. No olvido el teatro, una de mis pasiones y ahora algo olvidada. Me hice un hueco definitivo en la compañía de teatro del Instituto Al-Ándalus. Tras duros ensayos y realización de los bastidores tal y como hice el año anterior en "La Casa de Bernarda Alba", la compañía puso en escena en ese año la obra "El enfermo imaginario" de Molière bajo la adaptación de Enrique Llovet y Adolfo Marsillach como actor principal. Comedia ambientada en la España de la Transición y en las postrimerías del gobierno centrista de la UCD. Fue todo un éxito. Yo interpreté el papel del enfermo imaginario, y en este grupo de diapostivas, números 2 y 3 me hallo rodeado de parte de la compañía en una de las escenas claves de la misma. La diapositiva número 3 habla del esfuerzo posterior a la función después de más de dos horas encima de un escenario. Esa noche, la de la fotografía, fuimos a cenar toda la compañía a uno de los bares más emblemáticos de la Almería del momento, bar Florida en una de las calles aledañas a la rambla. Me sentí el amo del mundo con las jarras de cerveza que iban sucediéndose, mi novia a mi derecha, mis amigos del alma, Antonio como fotógrafo, Carmen como maquilladora, mi familia y camaradas titiriteros rodeando el cuadro. Creo que fueron los cinco minutos de gloria que todo el mundo desea en la vida. Se han repetido posteriormente, ya os hablaré de ello más tarde. Valió la pena. Desde aquí mis sinceras gracias y un recuerdo emocionado a mi profesor de Lengua y Literatura Jesús Quereda por toda la ayuda y comprensión dada en ese año y, sobre todo, en el siguiente de traumático recuerdo.  Ahora os presento a mis nuevos compañeros y compañeras. En la diapositva número 4 me acompañan algunos de ellos. Fotografía realizada en el patio del instituto. Buena gente y de emocionado recuerdo algunos. Los otros, los que yo consideraba mi familia, hacían su vida a pesar de que yo participaba de ella de alguna manera aunque nada era igual. Lo más doloroso fue ver como partían de Viaje de Estudios hacia Italia; participaba en sus fiestas de viernes por la noche, recaudaba dinero y preparaba un guión de viaje. Sin embargo la pena era enorme. Yo haría ese viaje un año después, no sería lo mismo aunque fue el espaldarazo definitivo a mis estudios de Historia y conocimiento del Arte. Me mandaron entonces tarjetas postales y dedicaron fotografías al amigo que no estaba con ellos. En la diapositiva número 5 mi buena amiga Carmen tiene el detalle de recordarme desde el Campanille de Pisa, fue y seguramente será una mujer excepcional a la que echo de menos, inteligente e irónica. Gracias Carmen, por todo. Fue una enorme pena no estar allí, vuelvo a decirlo. Bueno, sigamos. En Febrero de 1981 viví un acontecimiento traumático en la historia de España. El 23 de febrero de 1981 tuvo lugar el intento de golpe de Estado. En las jornadas anteriores, el nuevo presidente de gobierno Calvo Sotelo, sucesor de Adolfo Suárez, sin lograr la investidura el día 20 por falta de mayoría absoluta se somete a nueva votación. Fue el día 23 de febrero o llamado también el 23-F. De todos es conocido el suceso. Hacia las seis de la tarde, el teniente coronel Tejero entró en el hemiciclo y bueno, se armó la de Dios. Me pilló el acontecimiento en la Escuela de Artes y oficios de Almería. Hacía un curso monográfico de Dibujo Artístico. Cerraron las puertas y volvía a casa muerto de miedo. Esa madrugada fue difícil, el fantasma de la Guerra Civil de nuevo renacido bajo una conspiración golpista flotaban en el ambiente. Mi padre con el transistor del Carrusel Deportivo de los domingo a tope, sueño y miedo. Sin embargo, la alarma dio paso a la esperanza. A mediodía del día 24 rindieron los cabecillas el golpe; Capital General de Valencia, Milans del Bosch y el General Armada. Volvimos entonces a respirar poco a poco, con desconfianza al principio,  eso que llaman libertad y que no sabes muy bien qué es hasta que la pierdes. No ganaba para sustos. Ese mismo año sufrí un duro golpe, otra novia, creo que la segunda voló también. Palo del fuerte; me dejó señal ya que me hacía bastante tilín. Entonces era demasiado romántico, ciego, idealista y literario. Quizá no supe elegir o, al menos, no era el momento, ese que aparece una o dos veces en la vida. Eso dicen. "A perro flaco todo son pulgas". Otra frase célebre. Unos de esos proyectos imposibles que insinué antes fue el de rodar una película en super 8 mm. Con una cámara tomavistas de las de antes, nos iniciamos en el "arte y ensayo" como se decían en los cenáculos culturetas de la mediocre sociedad almeriense. Vimos en el cine el estreno del año, uno de ellos, claro. Excalibur de John Boorman. Sus espectaculares imágenes y la música del Carmina Burana de Carl Orff consiguieron elevar nuestros espíritus hasta el séptimo arte, bien, mejor dicho, a los quebraderos de cabeza que di a mi madre en un improvisado estudio de rodaje en casa con sábanas en blanco de fondo y muchas broncas entre el productor, director, guionista (el que os escribe) y unos actores que no dieron la talla.  Desde luego nunca cesaron las inquietudes y el vivir plenamente una vida llena de sueños. Terminó el curso no demasiado bien. Tuve que "empollar" en septiembre y, definitivamente, pasar a tercero al curso siguiente. Eso es otra historia. El Camaleón. 

Leer más...

Libro de Visita


http://www.comoseduciraunamujer.net/blog/wp-content/uploads/2009/08/comoseduciraunamujer-conversar-300x237.jpg
    Una limosnica pa el camaleón aunque sea una mosca. Un cumplido y saludo a los que hacen la página. Sed buenos y agradecidos. Esperamos que os hayan gustado los contenidos. Hasta mañana; buenos días, buenas tardes o buenas noches. Los Moderadores.

Ir a Libro de Visita


Música



     Música. Arte Mayor para regocijo del alma y belleza de sonidos capturados por el recuerdo. Imágenes y matices, emociones y estudio. Placer y ventana al mundo desde el lenguaje universal de pentagrama y la fuerza de los sentimientos.

Ir a Música


Comunidad


http://estebansaiz.com/blog/wp-content/uploads/2007/09/comunidad.jpg

    S
ección abierta al lector de hoy a través de propuestas, opinión y comunicaciones desde el individualismo o movimiento ciudadano no corporativo y apolítico. Compromiso, argumentación y cambio en un mundo actual.

Ir a Comunidad


Valoración y Estadísticas




Imágenes para la Reflexión



     Imágenes para la Reflexión plantea mirar, leer y sonreír, si se puede, acerca de miles de lecturas, datos, sentimientos y demás sensaciones que comportan la plasticidad, lógica, surrealismo y extrañeza de lo que observamos y consumimos. Espero que os guste en lo sucesivo. Está abierta la sección a todas las colaboraciones posibles.

Ir a Imágenes para la Reflexión...


Orbis Terrarum. Viajeros.




    
    P
iedra del camino, el viaje. Tú, la historia contada en una maleta anclada en las estaciones de la vida. Que el periplo te guíe hacia las esferas armilares y al final encuentres lo que buscas. Viajeros, turistas accidentales, apátridas, trotamundos y exilados compartid los espacios.


Ir a Orbis Terrarum. Viajeros


Diccionario de uso Didáctico de la R.A.E.








Buscar Palabra...

    Un diccionario es una obra de consulta de palabras o términos que se encuentran ordenados alfabéticamente. De dichas palabras o términos se proporciona su significado, etimología, ortografía y, en el caso de ciertas lenguas, fija su pronunciación y separación silábica. La disciplina que se encarga, entre otras tareas, de elaborar diccionarios es la lexicografía.

Afiliados Publicidad (Webs Amigas)


 
    Amigos todos de las ondas extrañas, bienvenidos al camaleonesceptico.es.tl. Hagamos una cadena de conocimiento y ocio con el fin de que los contenidos alimenten vuestro conocimiento y sensibilidad. No existe otro interés. Comunicar y sentir. El camaleón.

Ir a Afiliados

Documentales



El documental es la representación de la realidad vista por algo audiovisual. La organización y estructura de imágenes, sonidos (textos y entrevistas) según el punto de vista del autor determina el tipo de documental.

Ir a Documentales


Juegos



     El juego es una actividad que se utiliza para la diversión y el disfrute de los participantes, en muchas ocasiones, incluso como herramienta educativa. Los juegos normalmente se diferencian del trabajo y del arte, pero en muchos casos estos no tienen una diferenciación demasiado clara.

Ir a Juegos


Perfil de Moderadores





=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=